Cabecera Hotel Tierra de la Reina
CastellanoEnglish

CURAVACAS 2526 m

ESPIGÜETE - PEÑA PRIETA - CURAVACAS

Esqui de travesía en Picos de Europa

La mole verdinegra del Curavacas tiene tres cumbres: la este, y más alta, el Pico Medio y la oeste. Su vertiente sur se alcanza desde Vidrieros, pueblo terminal donde comienza el amplio valle de Pineda, de una longitud superior a los 15 kilómetros y una altitud que oscila entre  los 1.300 y los 1.600 metros.

Las rutas de ascenso por la vertiente norte exigen largas marchas de aproximación y por este motivo son escasamente frecuentadas. A  esta cara de la montaña se sube desde el pueblo de Cardaño de arriba, por el collado del Ves para luego descender al pozo Curavacas. También puede hacerse desde Vidrieros a través  del valle de Pineda en un todo terreno hasta el final de la pista (15 kilómetros).

Pero la ruta más usual para subir a la cumbre parte del pueblo de Vidrieros, siguiendo una ancha pista que discurre en un primer momento paralelo al arroyo de Valdenievas hasta que éste vierte sus aguas en el arroyo de Cabriles. En este punto tomaremos una pista de firme irregular bastante empinada que sube junto al arroyo.

La pista se estrecha progresivamente y al llegar a una pequeña zona de pastos no es mas que un estrecho sendero. Habrá que cruzar entonces a la otra vertiente del arroyo y avanzar por el cauce de un regato antes de llegar al reino de las pedreras, que serán nuestras compañeras durante un buen rato, al tiempo que nos conducen hasta los contrafuertes de a montaña.

Pegados al lado derecho del canalizo, se gana altura entre canchales inestables en dirección al collado, aunque un poco antes de coronarlo giraremos a la izquierda buscando unos hitos que marcan el siguiente paso. Antes de seguir, merece la pena detenerse a contemplar la panorámica sobre el valle y la cara sur de la montaña, particularmente atractiva desde este punto.

Entre estas grandes tapias de conglomerado verdoso no parece fácil encontrar continuación, pero pegadas de nuevo a la derecha de la pared van apareciendo rocas escalonadas que nos conducen hasta el siguiente collado y nos obligan a hacer uso de las manos en algunos tramos.

El paso clave es una especie de ventana que marca la separación entre dos valles radicalmente diferentes. Este punto por el que nos hemos asomado a la otra vertiente –a modo de chimenea- es muy importante tenerlo bien localizado, pues la simple aparición de niebla puede equivocarnos y ponernos en un aprieto. Aquí comienza la Llana, una pala inclinada (que nada tiene que ver con el nombre que le han puesto) por la que se llega sin complicaciones a la cumbre.

Dificultad: media-alta, debido al importante desnivel. En caso de niebla prestar atención en el collado donde cambiamos de vertiente.

Tiempo: unas 5 horas y media (ida y vuelta)

Desnivel: 1.176 m.

Época: de junio a octubre. Con nieve, crampones y piolet necesario

Hotel Tierra de la Reina, Ctra. Santander, 6, Boca de Huérgano, 24911 - León Teléfono: 987 740 100